Una mujer sin importancia - Oscar WildeReport as inadecuate




Una mujer sin importancia - Oscar Wilde - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.

Una mujer sin importancia - Oscar Wilde. Libro para leer gratis online y descargar en PDF. Fuente: Universidad Rafael Landívar - Guatemala


Teaser



Oscar Wilde Una mujer sin importancia PERSONAJES DE LA OBRA LORD ILLINGWORTH. SIR JOHN PONTEFRACT LORD ALFRED RUFFORD. MR.
KELVIL, miembro del Parlamento. EL ARCHIDIÁCONO DAUBENY GERALD ARBUTHNOT. FARQUHAR, mayordomo. FRANCIS, Criado. LADY HÜNSTANTON. LADY CAROLINE PONTEFRACT. LADY STUTHELD. MISTRESS ALLONBY MISS HESTER WORSLEY ALICE, doncella. MISTRESS ARBUTHNOT. ACTO PRIMERO Escena: prado frente a la terraza de Hunstanton Chase.
La acción de la obra tiene lugar en unas veinticuatro horas. Tiempo: el actual [del autor].
Sir John, lady Caroline Pontefract y miss Worsley están sentados en sillas, bajo un gran tejo. LADY CAROLINE.––Creo que ésta es la primera casa de campo inglesa en la que vive usted, ¿verdad, miss Worsley? HESTER.––Sí, lady Caroline. LADY CAROLINE.––Me han dicho que tienen ustedes casas de campo en América. HESTER.––No muchas. LADY CAROLINE.––¿Y tienen ustedes lo que aquí llamamos campo? HESTER.––(Sonriendo.) Tenemos el campo más grande del mundo, lady Caroline.
Suelen decirnos en la escuela que algunos de nuestros estados son tan grandes como Inglaterra y Francia juntas. LADY CAROLINE.––¡Ah! Supongo que sí.
(A sir John.) John, deberías ponerte la bufanda.
¿De qué sirve que yo siempre esté haciéndote bufandas, si luego tú no las usas? SIR JOHN.––Tengo mucho calor, Caroline, te lo aseguro. LADY CAROLINE.—Creo que no, John.
Bueno, no podía usted haber venido a un sitio más encantador que éste, miss Worsley, aunque la casa es excesivamente húmeda, de una humedad terrible, y la querida lady Hunstanton a veces no está muy acertada en la elección de la gente que invita aquí.
(A sir John.) Jane hace demasiadas mezclas.
Lord Illingworth, desde luego, es un hombre de gran distinción.
Es un privilegio conocerlo.Y ese miembro del Parlamento, míster Kettle... SIR JOHN.––Kelvil, querida, Kelvil. LADY CAROLINE.––Debe de ser muy respetable.
Nunca se ha oído su nombre, lo cual dice mucho en fav...





Related documents