Samper, José María - Ensayo sobre las revoluciones políticas y la condición social de las repúblicas colombianas Hispano-americanas; con un ápendice sobre la orografía y la población de la ConfederacióReport as inadecuate




Samper, José María - Ensayo sobre las revoluciones políticas y la condición social de las repúblicas colombianas Hispano-americanas; con un ápendice sobre la orografía y la población de la Confederació - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.

Samper, José María - Ensayo sobre las revoluciones políticas y la condición social de las repúblicas colombianas Hispano-americanas; con un ápendice sobre la orografía y la población de la Confederación Granadina - otros grupos etnologicos 5 - 32 Ciencia política - Political science - Fuente: Universidad Nacional de Colombia; Dirección


Teaser



Otros grupos etnológicos. Si de la alti-planície de Bogotá descendemos hacia las faldas occidentales de la Cordillera, primitivamente pobladas por los Ranches, hallaremos allí que el cruzamiento de los blancos con los indios se ha operado con mas intensidad y persistencia que en las alti-planicies. Hemos observado con atención casi todos los grupos de esa población, encontrando los mismos rasgos generales en la vasta región de montañas secundarías donde tienen asiento las pequeñas ciudades y aldeas de La-Palma, Caparrapí, Guaduas, Villeta, Bítuima, San-Juan, Pulí, La-Mesa, Tocaima, Anapoima, etc.
Donde quiera el elemento Ranche [y aun el Colima, enteramente análogo) constituye la masa principal de la población, con una fuerte infusión de sangre española y muisca, y sin ninguna mezcla del elemento negro. El descendiente de la raza Ranche tiene la piel de color bastante claro, aunque algo cobrizo, el ojo no poco ardiente, la frente consíderablemeqte ancha y abombada, los cabellos menos rígidos y negros que los del — 321 — Muisca (1), la nariz menos espesa, la estatura mayor y mas delgada y musculosa, las formas mas pronunciadas en sus líneas y contornos, la voz mas libre y rápida y sin acento gutural.
El indio de esa raza intermediaria es poco valeroso en el primer instante de un encuentro, y muy difícil de atrapar para el servicio militar; pero una vez comprometido, sale bien del paso, y no carece de persistencia, estimulado por cierto sentimiento de vanidad.
El hijo de los Panches es frecuentemente pendenciero, pero sin iracundia; gusta del ruido, de la galantería platónica (aunque se casa fácilmente), de la música que aturde, la danza uniforme, el buen humor y las ruidosas fiestas de bandola y guarapo.
Es infinitamente mas inteligente y mas apasionado por la independencia que el Muisca; y se complace en tomar parte en las elecciones, dándoles por lo común su voto á los candidatos liberales, mientras que el Muisca les pertenece á...






Related documents