Acuerdo nuclear con australia: peligroso e ilegal Report as inadecuate




Acuerdo nuclear con australia: peligroso e ilegal - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.

Redes 2002, 10 19

Author: Juan Carlos Villalonga

Source: http://www.redalyc.org/


Teaser



Redes ISSN: 0328-3186 redes@unq.edu.ar Universidad Nacional de Quilmes Argentina Villalonga, Juan Carlos Acuerdo nuclear con Australia: peligroso e ilegal Redes, vol.
10, núm.
19, diciembre, 2002, pp.
128-134 Universidad Nacional de Quilmes Buenos Aires, Argentina Disponible en: http:--www.redalyc.org-articulo.oa?id=90701907 Cómo citar el artículo Número completo Más información del artículo Página de la revista en redalyc.org Sistema de Información Científica Red de Revistas Científicas de América Latina, el Caribe, España y Portugal Proyecto académico sin fines de lucro, desarrollado bajo la iniciativa de acceso abierto DOSSIER Acuerdo nuclear con Australia: peligroso e ilegal Juan Carlos Villalonga* Durante el gobierno de Fernando de la Rúa, la Cancillería argentina firmó un insólito Acuerdo de Cooperación Nuclear con Australia.
Dicho acuerdo permite que, a requerimiento de Australia, la Argentina se encargaría del tratamiento de residuos radiactivos provenientes de ese país.
Este compromiso que se pretende que asuma la Argentina está vinculado con la venta de un reactor de investigación a Australia por parte de la empresa INVAP. Sin embargo, la Constitución Nacional es clara y explícita en su artículo 41 cuando prohíbe “el ingreso al territorio nacional de residuos actual o potencialmente peligrosos y de los radiactivos”.
El acuerdo que De la Rúa firmó con Australia es claramente opuesto a lo que dice nuestra Carta Magna.
Desde la firma del acuerdo, sin embargo, y procurando contrarrestar la opinión contraria que se generó entre legisladores, organizaciones ambientalistas y distintos sectores de la sociedad, los que impulsan la ratificación, del mencionado Acuerdo Nuclear, han recurrido a maniobras semánticas para interpretar la Constitución de una manera que se adapte a su objetivo.
Es así que, según sus defensores, los residuos radiactivos australianos no serían “residuos” * sino “combustible gastado”, ...





Related documents