Memoria sobre el Fuero de Madrid del año de 1202Report as inadecuate




Memoria sobre el Fuero de Madrid del año de 1202 - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.



Author: Cavanilles

Source: http://www.biblioteca.org.ar/


Teaser



Memoria sobre el Fuero de Madrid del año de 1202 Antonio Cavanilles La antigua organización municipal, las costumbres nacionales, la vida privada del pueblo, el germen de las disposiciones consignadas en nuestros códigos, se pueden estudiar en los fueros, ordenanzas y cartas pueblas, notables además para el filólogo por su lenguaje y estilo.
Muchos de estos venerandos restos de la remota antigüedad yacen en el polvo de los archivos esperando una mano amiga que los liberte de la destrucción sacándolos a pública luz.
Cuando en 1831 tuve ocasión de examinar algunos documentos notables en el archivo del ayuntamiento de Madrid, fijé principalmente la atención en el códice de los fueros y ordenanzas de esta villa; códice antiguo, inédito y poco disfrutado, que se hallaba en excelente estado de conservación, resistiendo la acción de los siglos, aunque sin especial custodia y sin que se le diese la importancia merecida.
Pude contribuir en alguna parte a que se conservase con mayor cuidado; saqué para mi uso una copia que autorizó el archivero, y más tarde tuve el honor de remitir a la Real Academia de la Historia algunas observaciones sobre este importante documento. Desconocido o poco apreciado de los antiguos historiadores de Madrid permaneció el códice por muchos siglos, hasta que en 1748, al formarse un índice general bajo la dirección de D.
Julián Hermosilla, teniente corregidor, lo encontró, copió y tradujo el archivero D.
Alfonso de Castro y Villasante, omitiendo las últimas ordenanzas, que calificó de ilegibles.
Corrió la nueva del hallazgo: se sacaron varias copias para el Corregidor Armona, para el Sr.
Llanguno y otros literatos, y el Sr.
Carvajal y Lancaster, Secretario de Estado, reclamó el códice y lo examinaron los eruditos Sarmiento y Burriel.
El primero autorizó con su firma, en unión del archivero de Estado, una esmerada copia que existe en la Academia, y extractó para su uso algunos pasajes del fuero, del cual sacó t...






Related documents