Alfonso ReyesReport as inadecuate




Alfonso Reyes - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.



Author: BAQUERO

Source: http://www.biblioteca.org.ar/


Teaser



GUSTAVO BAQUERO Alfonso Reyes Mexicano (1889-1959) Alfonso Reyes o el escritor.
Alfonso Reyes o la cultura.
Ese sentido que da el francés a la palabra escritor, hombre de letras, que por las letras se expresa y para ellas vive, no es frecuente en América.
Allí ocurre mucho que las letras sean camino para otra cosa: política, cátedra, diplomacia.
Llega pronto el cansancio.
Hay nombres famosos con una bibliografía minúscula, pero explotada con una publicidad que sirve de vidrio de aumento.
Generalmente se trabaja poco y se pregona mucho.
Por esto resulta doblemente aleccionador e importante el caso Reyes.
Con una cultura universal, con una inquietud que lo mantenía despierto y ávido de cuanto aparecía en el mundo, con una viva y sincera simpatía por el esfuerzo de los nuevos y por el significado de los viejos, encarnó el escritor laborioso, el que no perdía un día, el que no se cansaba nunca.
Y junto a la tarea, que a veces por cuantiosa pierde en otros gracia y vuelo, Reyes ofrece la sorprendente condición de que el trabajo incesante no le gastaba el gusto, ni le arrugaba la sonrisa, ni le secaba sus próvidas fuentes de frescura y de salto.
Murió completa y totalmente joven, enseñando de nuevo como Goethe- que son viejos tan sólo los que se cierran al mundo, los que renuncian a aprender y se encastillan en sus prejuicios, en las modas de «su» tiempo, en lo que fue para ellos sorpresa, novedad, grandeza.
La juventud de Alfonso Reyes, inagotable, es la respuesta de la alta cultura a la vida.
No se seca ni termina sino quien deja de entusiasmarse, quien cree que ya todo está dicho, quien vuelve desdeñosamente las espaldas cuando estalla junto a su puerta la sorpresa de un nuevo estilo, de una audacia renovadora, de un torrente juvenil que transmite el fuego de las generaciones.
Quien más cerca le -165- andaba a Reyes en esto de vivir con el espíritu y no con el almanaque, era Baldomero Sanin Cano, un maestro digno de este nombre, quien venci...






Related documents