JUNTO A UN MUERTOReport as inadecuate




JUNTO A UN MUERTO - Download this document for free, or read online. Document in PDF available to download.



Author: de Maupassant

Source: http://www.biblioteca.org.ar/


Teaser



Guy de Maupassant JUNTO A UN MUERTO 2006 - Reservados todos los derechos Permitido el uso sin fines comerciales Guy de Maupassant JUNTO A UN MUERTO Se moría poco a poco, como se mueren los tísicos.
Todos los días lo veía sentarse a eso de las dos, bajo las ventanas del hotel, frente al mar, tranquilo, en un banco del paseo. Permanecía algún tiempo inmóvil bajo el calor del sol, contemplando con ojos sombríos el Mediterráneo. A veces dirigía una mirada hacia la alta montaña de cumbres brumosas que cierra el Mentón; luego, con un movimiento muy lento, cruzaba sus largas piernas, tan enflaquecidas que parecían dos huesos alrededor de los cuales flotaba el paño del pantalón, y abría un libro, siempre el mismo. Entonces, sin variar de postura, leía, leía con los ojos y con el pensamiento: parecía que todo su pobre cuerpo desfalleciente leía, que su alma penetraba, se perdía, desaparecía en aquel libro hasta la hora en que el aire fresco lo hacía toser un poco. Entonces, levantándose, penetraba en el hotel. Era un alemán alto, de barba rubia, que almorzaba y comía en su cuarto y no hablaba con nadie. Una vaga curiosidad me atrajo hacia él.
Un día me senté a su lado, teniendo yo también en la mano, por el bien parecer, un volumen de poesías de Musset. Me puse a hojear Rolla. De pronto mi compañero me preguntó en un francés muy correcto: —¿Sabe usted alemán, caballero? —Ni una palabra. —Lo siento; porque, ya que la casualidad nos ha reunido, le hubiera prestado, le hubiera hecho fijarse en una cosa inestimable: este libro que aquí tengo. —¿Qué libro es ése? —Es un ejemplar de mi maestro Schopenhauer, anotado por él.
Todas las márgenes, como puede usted ver, están cubiertas con su letra. Cogí con respeto aquel libro y contemplé aquellos garabatos incomprensibles para mí, pero que revelaban el inmortal pensamiento del mayor destructor de sueños que ha pasado por el mundo. Entonces los versos de Musset estallaron...





Related documents